sábado, 8 de marzo de 2014

PODER JUDICIAL


Alfredo Zegarra Urquidi
aljozeg@hotmail.com

La crisis institucional de la justicia boliviana a sido el centro de toda clase de críticas, la corrupción y en especial la dependencia a la clase política gobernante,...lo inaudito, es que no haya una propuesta solida de reestructurar este sistema caduco en su proceso para la selección en base a una curricula calificada por profesionales probos sin militancia política, que los hay, obvio que el gobierno actual fuera del cinismo con que trata el tema le va dar vueltas con una estrategia envolvente como praxis de los seguidores de la política del siglo XXI, objetivo prioritario de su decálogo en el control del poder judicial.

El cambio de sistema para la elección de diputados de uninominales y plurinominales fue logrado de la norma alemana para democratizar la composición del la cámara baja, la pregunta es porque no seguir la norma para la restructuración el sistema judicial.

En Alemania despues de la guerra, la restructuración  comenzó como consecuencia que el Gobierno de Hitler copo totalmente el sistema judicial, la dependencia era evidente por los resultados, cosa similar ocurre en el país.

Se opto por la carrera judicial  VITALICIA, la razones objetivas son las normas para asegurar la absoluta  independencia de los jueces, "la garantía de no poder ser relevados antes de expirar su función, ni suspendidos en su cargo, ni trasladados a otro puesto, ni jubilados, salvo en virtud de una decisión judicial  bajo las formalidades que determinen las leyes."

La independencia judicial,  asegura que las otras poderes públicos como el ejecutivo y legislativo estarían limitados a cualquier tipo de presiones que pudieran ejercer.

Los tribunales están configurados con un alto grado de especialización, e inicialmente tienen tres años de observación por la máxima autoridad de evaluación y obtener el derecho de ingresar a la carrera judicial reconociéndole los tres años de evaluacion para su jubilación.

Lo VITAL es, que un magistrado tiene asegurado su futuro por 35 años y la seguridad de superarse y sostener el estándar de vida para su familia dedicándole tiempo completo a sus funciones en la judicatura para culminar con una jubilación digna.

La seguridad de independencia de los tribunales estaría en lo posible asegurda en razon de que los funcionarios de las dos otras instituciones de poder, ejecutivo y legislativo son renovados cada periodo de gestión que determina la Constitucion Política, lo que permite que los funcionarios judiciales tengan una permanencia en la que resolverián causa por seis o siete periodos presidenciales.