jueves, 17 de mayo de 2012

LA MESA DE UNIDAD EN EL BENI

Carlos Hugo Laruta
chlaruta2012@hotmail.com

Anteayer martes 15 de mayo de 2012 renunció el Gobernador electo del Beni, Roberto Suárez. Lo hizo en un gesto de desprendimiento político muy valioso. Había sido suspendido el 16 de diciembre pasado, acusado por los asambleístas del MAS/MNR de varios actos ilegales que no fueron probados. Al suspenderlo, se violó la Constitución y Ley, pues no había sentencia ejecutoriada sobre las denuncias contra él.

La renuncia de Suárez abre el camino para la realización de una nueva elección de Gobernador. El artículo. 410 de la CPE, al señalar –lógicamente- que la Constitución es la norma suprema del ordenamiento jurídico boliviano y gozar de primacía frente a cualquier Ley, establece lo que se debed hacer. Su artículo 286 señala que en caso de renuncia de un Gobernador se procederá a una nueva elección siempre y cuando no hubiera transcurrido la mitad de su mandato. Y este es precisamente el caso de Gobernador Suárez del Beni. Esto está ratificado también en la Ley del Régimen Electoral.

Es decir que si se respeta la Constitución y la Ley, el Tribunal Supremo Electoral debería llamar a elección en un plazo breve.

Frente a la renuncia de Suárez y la próxima elección de Gobernador, los partidos políticos y el TSE ya expresaron su parecer.

El TSE dice que debe cumplirse con los requisitos legales. Bien, siempre y cuando eso sea para cumplir la Constitución y realizar pronto la elección de Gobernador, no para trabarla. Veremos si en este caso el TSE actúa o como brazo político de Evo y el MAS o como institución imparcial e independiente, aunque sus malas señales son varias, entre ellas que el Presidente del TSE hizo campaña pública con Evo Morales y también posesionó a Magistrados y Jueces del Poder Judicial siendo que había ganado, en octubre de 2011 y en todos los casos, el voto NULO.

Graciosa es la reacción de Juan del Granado del MSM. "Convenienciera", dirían en mi barrio, la actitud del MSM. Cuando el Gobierno ataca a la diputada Revollo y viola sus derechos civiles pinchando su teléfono, el MSM exige el cumplimiento de la Ley y la Constitución, y tiene razón. Pero cuando se trata de exigir que el TSE llame a elección de Gobernador del Beni y también cumpla la Constitución y la Ley ¡sostiene que es prematura la renuncia de Suárez porque cree que el Gobierno no llamará a elecciones! Si el MSM tuviera una línea menos retorcida y de culebra debiera estar exigiendo, aunque no sea parte de la Mesa de Unidad, que el TSE cumpla la Constitución y la Ley igual que en el caso de la Sra. Revollo. Pero bueno, que le vamos a hacer es el carácter viscoso de la vieja política de Juan del Granado que nuestro pueblo ya conoce.

Los demócratas de convicción, que queremos hacer una nueva política, transparente, que no desprestigie a la política, de cara a la gente, estamos impulsando la Mesa de Unidad en el Beni para que presidida por Ernesto Suarez y con la participación amplia de agrupaciones ciudadanas, líderes regionales, partidos alternativos como UN y otros, lideres municipales, líderes indígenas, lideresas mujeres y toda la ciudadanía, se trabaje buscando un solo candidato/ta y un nuevo programa para el desarrollo, la autonomía y el bienestar de todos los benianos sin exclusiones ni broncas, para caminar hacia adelante con la mirada puesta en una Bolivia reconciliada y con esperanza.