miércoles, 26 de agosto de 2009

EL PADRON BIOMETRICO CRIMINALIZA NUESTRA IDENTIDAD

Esther Balboa Bustamante
estherbalboa@hotmail.com

¡Auxilio!¿nadie va ha decir nada?,…. ¿nadie va ha hacer nada?

Es el grito desesperado de una hija que me impulsa a escribirte estas líneas respecto al registro ciudadano llamado BIOMETRICO.

Como ya sabes, la biometría es una tecnología tan actual que todavía no alcanzamos a comprender su trascendencia. Pasa lo mismo con el video digital, los rayos infrarrojos, rayos X, redes inalámbricas, sistemas de posicionamiento global, escaneado de imágenes, reconocimiento de voz, reconocimiento del ADN, y la identificación de ondas cerebrales. Todos estos son nuevos métodos que proveen de información no solamente a los médicos, sino básicamente a los gobiernos que quieren investigar a personas y a poblaciones enteras.

La biometría no es una simple foto de cara, de manos o de firma; es un escaneado de los datos más íntimos de una persona. Nos están fotografiando el alma. Están fotografiando todos los rasgos que nos hacen diferentes entre seres humanos. Por eso esta tecnología es frecuentemente utilizada como un medio para combatir la criminalidad.

En todos los países existe la preocupación de que la biometría pueda ser utilizada para disminuir las libertades personales de los ciudadanos. Es por eso que no se la ha podido implementar en NINGUN país de Europa, Estados Unidos, África o Asia. El Parlamento de Canadá rechazó el documento nacional de identidad biométrico en 2003. Los ciudadanos canadienses protestaron porque se estaba violando su derecho a la privacidad y lo que es peor, ningún ciudadano estaba seguro de adonde irían a parar sus datos recogidos, porque era posible que sean utilizados por el estado para trazar el perfil, perseguir y excluir individuos, o grupos, basándose en sus identidades.

En América Latina, Brasil lo intenta hace diez años, pero su población se ha opuesto constantemente; los únicos países que tienen este registro biométrico son Haití y Venezuela.

En Bolivia se ha dicho que este es el único recurso que garantizaría elecciones presidenciales limpias, pero escucha lo que nos dicen los expertos: el PADRON BIOMETRICO ES MANIPULABLE INFORMATICAMENTE. He averiguado que esto quiere decir que el fraude digital, desde una computadora es posible. Es más, la huella de los 10 dedos, la fotografía, la firma siguen siendo datos que PUEDEN SER CAMBIADOS para que UNA sola persona pueda asumir cien, o mil identidades. Con los programas de computadora pueden cambiar la cara de una persona y transformarla en otra, ponerle bigote, pecas, agrandarle o achicarle los ojos o la nariz; en fin, la posibilidad de manipular los datos existe, pero esta vez de forma masiva!!!.

Lo más preocupante es que ya se han robado máquinas de sitios de la Corte Electoral en La Paz y Cochabamba. Lugares en los que el gobierno no tiene dudas, así lo ratifican las encuestas, tendrá abundante votación. A cuantas personas ya escanearon y cuanto fraude digital ya se está alistando?

La oposición al gobierno tiene que conocer esto. No creo que personas que dicen que han ido a la universidad, tienen doctorados, licenciaturas y saben ingles no se hayan informado de esta poderosa máquina criminal que atenta contra los derechos mas íntimos de los bolivianos. Será posible que pongan en riesgo la seguridad de nuestro país por probar su machismo en unas elecciones? Rectificar es de valientes, pero yo sólo veo cobardes a mi alrededor, o es que ya han pactado nuevamente con el gobierno de turno?. Morales ya lo afirmó el 4 de mayo pasado en Telesur "es el mejor control que podemos tener".

Eso queremos? Ser controlados, ser violados y finalmente ser víctimas de fraudes sin saber leer ni escribir? Es una pena. Mi corazón llora, pero mi alma se rebela ante tan tremenda injusticia.

Si me has comprendido, unámonos para buscar un resquicio constitucional que no nos obligue a ser registrados biométricamente. La nueva Constitución no lo prevé, pero hay instancias internacionales, estoy en esa búsqueda, porque YO ME NIEGO A QUE ME ROBEN EL ALMA y tu?