viernes, 30 de abril de 2010

1º de Mayo

Julio Aliaga Lairana
aliagapaz@yahoo.com

Llegó el 1º de mayo y ¡Nada para nacionalizar! Que fomes...

No puede ser, va a quedar intrascendente, como que no nos importa el país ni la gente. Ahora es más difícil hacer algo porque queda poco fuera del Estado; antes fue cosa de confiscar las acciones de los bolivianos (teníamos cada uno nuestra acción ¿se acuerdan? y con los beneficios se pagaba el Bonosol, sin recurrir a dinero del Estado), también se compró un porcentaje (3% para llegar al 51% y ser dueños del directorio) de acciones bien pagadas a las empresas extranjeras y a eso le llamaron nacionalización. Se la creyó todo el mundo, salvo los neoliberales e imperialistas que nos están haciendo juicios internacionales ahora, los italianos, los británicos, los indues, hasta los peruanos nos quieren enjuiciados, por suerte en tribunales internacionales que no existen porque no los reconocemos.

A partir de ahí empezó nuestra Bolivia, la nueva, la Plirimúltiple, la del socialismo comunitario (una empresita comunitaria y socialista, aunque sea de cartones debían haber hecho pues en cinco años, para mostrarnos un ejemplo de como sería la cosa). Las viejas empresas estatales en manos del estado (eso se llama capitalismo de estado y no socialismo de ningún tipo), para dar pegas a nuestros amigotes (eso no es ni socialismo ni capitalismo, es puro populismo de %&$#+). Si se roban la plata ya veremos cómo disimulamos, a eso le llamamos "El Cambio"; como con Santos Ramírez, Evo firma el decreto para hacer concesiones sin licitación y que nadie controle, le damos un millón al palo blanco y él, de a ocultitas, nos da cien mil de cambio. ¡Viva el Cambio!

Ahora es más difícil, porque ya no hay acciones de los/las bolivianos/as para confiscar y no basta con comprar un paquete del 3% o 5%, habría que obligar a que vendan por lo menos el 51%. O nacionalizar en serio, quien te dice. Pero algo haremos, le meteremos nomás, después llamamos a nuestros abogados y fiscales para que arreglen las cosas. Algo tenemos que hacer este 1º de mayo.
Se refiere a la confiscación de las acciones de los bolivianos, que nos quitaron un 1º de mayo con un decreto supremo y le llamaron "la nacionalización", no a la compra de un 3% de las acciones de las empresas extranjeras que también le llamaron "la nacionalización"