miércoles, 14 de julio de 2010

PROFECÍAS AUTONOMISTAS AUTOCUMPLIDORAS

Luis Fernando Ortiz Daza
lufo69@yahoo.com

Parece ser que estamos llegando a situaciones extremas, estamos a punto de caer al abismo, la confrontación es evidente y siempre o casi siempre en la democracia que hoy conocemos, vuelve la cordura, para dar paso a una nueva locura. Estamos nuevamente a nuestro estilo sembrando vientos, algunos esperando inclusive cosechar tempestades, no importa el tiempo perdido, los pasos avanzados, serán pues, también pasos perdidos, no importa para los políticos de nuevo cuño, pues éstos tienen ceguera espiritual, que es el peor tipo de ceguera que pueda existir, ésta lleva al hombre a creerse sabio, entendido, inteligente, capaz, auto-suficiente y orgulloso de sus conocimientos.

¿Seré mal pensado cuando digo con pena que todos nuestros asambleístas, autoridades de los diferentes niveles de gobierno son auto-suficientes, que están despedazando al departamento para quedarse con su pedazo de torta? , ¿Autosuficiente es suficiente para ser autonomista?, ¿O serán aquellos autonomistas, que a nombre del pueblo se arrogan la atomización y fragmentación del territorio?.

Algún daño colateral tenía que ocasionar las autonomías propugnadas al estilo del gobierno central, las consecuencias serán para todos. En el inconsciente del MAS (Inconsciente Colectivo) queda el rezago de la profecía auto cumplidora, "las autonomías van a destrozar y dividir al país", decían cuando se oponían a las autonomías departamentales y vociferaban contra los estatutos autonómicos. Una profecía autocumplida o autorrealizada es una predicción que, una vez hecha, es en sí misma la causa de que se haga realidad.

Si una situación es definida como real, esa situación tiene efectos reales, por ejemplo, desde el centralismo se ha avanzado con la percepción de que el Chaco debería constituirse en un décimo departamento, los líderes de esa región se han convencido y su comportamiento está determinado por esa percepción y al margen de que esa situación tenga o no significado, adecuarán su conducta con consecuencias en el mundo real.

La conducta funcional de los asambleístas está dirigida a satisfacer esa situación y en consecuencia la asamblea departamental se ha constituido en asamblea regional, enriquecida y motivada por declaraciones como las de el ejecutivo seccional de Caraparí, Lorgio Tórrez, que anunció que propondrá ante la Asamblea Plurinacional un proyecto de ley para descentralizar las funciones del Tesoro General de la Nación (TGN), con el fin de bajarlo a los niveles departamental, seccional y municipal. Por otra parte, informó sobre el planteamiento de elegir su propio gobernador para el 2014.

Los recursos que se disputan los autodenominados gobernadores seccionales, serán completamente descentralizados por ley de la asamblea departamental, seguramente será ley para que puedan elegir su propio gobernador, violentando la propia Constitución Política del Estado, pero, ¿Qué queda de la unidad departamental?, ¿Seremos un solo departamento con seis gobernaciones? o ¿Quedará Tarija como un Estado Federal con naciones autonómicas?

Las respuestas parecen ser positivas, excepto en la unidad, es esto lo que se debe analizar, necesitamos partir de un reencuentro entre todas las provincias, fijar los límites dentro de lo posible, paso a paso y dentro de lo que estipula la Constitución Política del Estado. Debemos concertar entre todos para avanzar en la autonomía y ponerle freno a algunos artículos como el de la armonización que regulará la autonomía desde la asamblea legislativa plurinacional.

La disputa sobre quién manejará los recursos debe partir del análisis de las necesidades del departamento en su conjunto y de las poblaciones que tienen un rezago en su desarrollo, las obras deben ser encaradas en función al impacto a corto, mediano y largo plazo. Alguien debe ceder, todos debemos ceder en posiciones principistas de quién tiene más fuerza, no es haciendo pulseta que vamos a ganar, la negociación debe ser para que todos ganemos.

Hay un principio de acuerdo, la comisión de concertación entre el ejecutivo y legislativo departamental debe avanzar en el sentido de buscar soluciones integrales en la búsqueda de desarrollo, las consignas y las instrucciones desde el nivel central tienden a la confrontación, también hay la posición del todo o nada de los partidos políticos y agrupaciones ciudadanas.

¿Es posible el reencuentro entre todos los tarijeños?, ¿Será que algún día la intención latente de paz entre hermanos, se sobreponga a la miseria de intereses mezquinos?, Seguro que sí, pero será a partir de desenmascarar a los falsos profetas que han hecho de la política su "modus operandi", será a partir de comprender que hay una gama polícroma de personas, que está cansada de la demagogia, el prebendalismo y la corrupción.