domingo, 19 de diciembre de 2010

¡AY REVILLA!

Carlos Hugo Laruta Bustillos
chlaruta@hotmail.com


Los paceños ya lo sabíamos pues no era un secreto la intención del Gobierno nacional (MAS) de desplazar al Alcalde Revilla (MSM) para asumir control del Gobierno municipal de La Paz. La Fiscalía ya imputó a Revilla por incumplimiento de deberes, falsedad ideológica, uso de instrumento falsificado y peculado.

Y en el tema, 2 caras tiene la moneda: a) el respeto a la institucionalidad democrática –por la cual UN apoyó al Alcalde electo-, y b) la corresponsabilidad política del MSM en el fortalecimiento del autoritarismo.

a) El MAS impulsó una modificación en la forma de elegir a Alcaldes y Concejales, a Gobernadores y Asambleístas departamentales, y al Presidente y los asambleístas nacionales, para que cada uno de ellos sea elegido por voto separado. Es decir, Alcalde electo directamente por el pueblo y concejales electos para ser sólo concejales. Pero, en su estrategia de poder total, el MAS no respeta el voto popular, y si debe tumbar a un Alcalde y poner a su concejal en reemplazo, lo hace sin sentir vergüenza. Ayer fueron los alcaldes de Quillacollo, luego Sucre y el potosino Joaquino. Hoy le toca el turno a Revilla.

El MAS introdujo en las Leyes estructurales y las Cortas, artículos que violan los derechos humanos. Con base en ello, suspende Alcaldes y Gobernadores electos por sólo imputación formal, mientras que la Constitución dice que se respeta el debido proceso, la presunción de inocencia, el derecho a una defensa y un juicio justo, y la suspensión de funciones sólo por sentencia ejecutoriada.

b) El MSM fue aliado del MAS en la Constituyente y apoyó la aprobación abusiva y con muertos del texto constitucional. El MSM nunca tuvo cabeza propia en dicho proceso y se acomodó junto al MAS para impulsar reformas que sólo quedaron en el papel. El 2008, cuando el gobierno mpulsó los sucesos de La Calancha y El Porvenir ocasionando mas de 15 muertos, el MSM calló en 7 idiomas. Claro, su alianza con el MAS le garantizaba –a diferencia de El Alto, por ejemplo- una gestión municipal cargada de platita con los préstamos internacionales para sus puentes trillizos y sus barrios de verdad, a cambio de su silencio cómplice. Como los afectados siempre eran los "otros", no le importó al MSM poner de rodillas a los paceños para servir al abusivo emergente, y hoy le toca beber del agrio chocolate que el MAS, con su apoyo, preparó para la oposición auténtica.

Todo confluye en una sola constatación: el MAS desde los poderes que logró subordinar –Ejecutivo, Legislativo, Judicial, Electoral- erosiona la Democracia boliviana y la vuelve cada vez mas falsa y aparente. Pero, el MSM, Del Granado y el ahora perseguido Revilla tienen enorme responsabilidad en ello. Que no pretendan ahora gritar su inocencia cuando el MAS viola sus derechos. El MSM, entre 2005 y 2010, ayudó a crecer al violador de los derechos humanos, y hoy quiere aparecer como la falsa oposición que busca sacar al jinete MASista, para montarse el mismo en el caballo de un proceso político que marcha al fracaso.

El derecho al debido proceso que tiene Revilla ha sido violado. Poco le importó en su momento al MSM que fueran los derechos de otros. ¿Por eso en el parlamento, dos diputados del MSM votan permanentemente con el MAS y los otros 2, previo intento de explicación, hacen exactamente lo mismo?. ¿Quiere construir el MAS su "oposición títere" al pretender polarizar el MAS con el MSM? UN defenderá el voto popular y la institucionalidad democrática en la Alcaldía de La Paz, pero no se traga la mentira de que el MSM sea muy diferente del MAS.