domingo, 5 de diciembre de 2010

El Fax vs La Norma Internacional

Ronald MacLean-Abaroa
rmacleanabaroa@worldbank.org

Gracias a esta amable red he podido informarles de la persecucion a la que ahora estoy sometido por aprobar como Ministro de Hacienda un mejor pago a los directores de Aduana hacen 10 años. Desde luego ese mejor pago estaba dirigido a prevenir la corrupcion facilitando la contratacion de directores idoneos y profesionales, como se hizo en la mayoria de los casos.

Tambien estan informados que el fiscal Harry Suaznabar pretendio citarme a declarar a via fax entregado sin mayor tramite legal en el consulado general de Bolivia en Washington el pasado 18 de noviembre, entrega filmada ilegalmente y difundida por ABI a los canales de tv en Bolivia.

Pues este viernes pasado me presente en el mismo consulado para legalizar un documento que deseo presentar al juez en Bolivia, para mi defensa. El mismo consul que me hizo entregar mi citacion en fax y filmo el hecho, me informo lo siguiente:

Que el documento, un certificado medico, tenia que ser traducido por traductor oficial, registrado ante notario publico, legalizado por el departamento de estado del Estado de mi domicilio, es decir en Annapolis, la capital de Maryland a dos horas de viaje de mi domicilio, y luego de todo ello, el documento legalizado en esas tres instancias, debia ser enviado al Departamento de Estado federal, es decir a la cancilleria Norteamericana y ser firmado por Hillary Clinton! Asi como lo leen: por Hillary Clinton!! Y procedio a mostrarme una legalizacion de algo que parecia ser un titulo universitario, evidentemente con una firma autografiada que decia Hillary Clinton, y llevaba el sello del Departamento de Estado de EEUU. Ademas, acoto, "necesita pagar 85 dolares con giro postal" Nada facil el tramite de legalizacion.

Luego de recuperarme de la sorpresa y la pulcritud consular para realizar un tramite extranacional, le propuse:

" Mire que interesante, -le dije- Usted me acaba de precisar todos los pasos que Ustedes como autoridades bolivianas tenian que haber seguido para notificarme en EEUU para declarar ante el fiscal en Bolivia, pero que no lo hicieron. Le propongo que Usted me haga pasar a ese cuartito del lado donde me entregaron mi citacion con policia, nos enciendan la filmadora y usted me firme mi certificado. Pasan la filmacion en Bolivia y yo ya tengo mi legalizacion!"

Para quienes no tuvieran antecedentes del hecho, fue asi como me pretendieron citar para presentarme en Bolivia a declarar el pasado 30 de noviembre. Sin presentar una carta rogatoria via Cancilleria al Departamento de Estado de EEUU, y este a su vez al Departamento de Justicia para que un juez con juridiccion y competencia, o sea Norteamericano, me cite oficialmente. Pero para el fiscal y los representantes diplomaticos en Washington, por fax, habia sido mas facil nomas!

Agradezco a todos los amigos lectores de AulaLibre que me escribieron expresandome su simpatia y solidaridad.