viernes, 29 de abril de 2011

¿Por que no me asombra? (respuesta a Oscar Ortiz)

fabian Restivo
unfotografo@hotmail.com

1.- El 16 de junio de 1955, había amanecido nublado y frio en la muy alborotada ciudad de Buenos Aires. Dos intentos de golpe de estado, le marcaban al entonces presidente Juan Domingo Perón, la necesidad de convocar al pueblo a la Plaza de Mayo, plaza que había sido de paseo solamente, hasta que el mismo Perón y el movimiento obrero, la convirtiera en bastión del gobierno popular.

El general Lonardi (que a la postre del golpe de estado, asumiría la presidencia de la republica), sabia que era muy difícil derrocar el gobierno de Peron, sin preparar, para el golpe y aun para después, una masacre que quitara del medio a unos miles y atemorizara a unos millones. Sabia también que eso no se lograba solo con la fuerza militar. Necesitaban civiles que se comprometieran con la causa de lo que se daría en llamar "revolución libertadora".

De tal suerte que ese 16 de junio el pueblo se congrego en la Plaza de Mayo. Un ruido de turbinas llamo la atención de la gente que colmaba la plaza esperando la salida de Perón. Miraron hacia el cielo y vieron la llegada de los pequeños aviones de guerra de la Fuerza aérea. No tuvieron tiempo de festejar lo que creían que era una muestra de lealtad al presidente, porque antes de levantar las banderas para saludar a las naves, estas los ametrallaron sin remedio. Una hora y media de metralla y bombas alcanzaron para teñir la plaza de sangre.

Esta operación, contó, en tierra, con el apoyo logístico de un grupo de civiles, organizados por un entonces joven periodista afín al Opus Dei y otros grupos católicos: Mariano Grondona.

2.- A las cuatro de la mañana del 18 de agosto del 2007, casi todo el mundo dormía en Santa Cruz de la Sierra.

En la casa de Gabriela Montaño, entonces delegada presidencial para Santa Cruz, sonó el teléfono y la voz de su secretario le dijo: Pusieron una bomba en la casa de tu madre. Fue el primero de cuatro atentados con explosivos. A esos le siguieron (intercalados) otros atentados a masistas, movimiento que precedió a la toma de instituciones, incendios y saqueos a entidades publicas, con el consabido festejo en la plaza. Era la época en que el senador Oscar Ortiz, presidia el senado, trabando mas o menos unas doscientas leyes, promoviendo el estancamiento del estado en un claro intento de golpear al gobierno de Evo Morales. El mismo Ortiz, que ahora tiene el tupé de decir que el gobierno de Evo Morales eligió el camino de la confrontación, y que perdió la oportunidad histórica de construir democracia. El mismo Oscar Ortiz, del que nadie recordará que hizo durante su presidencia del senado. El mismo Oscar Ortiz que formó parte de los grupos católicos que enfrentaban "al comunismo".

3.- ¿Por qué no me asombra que Oscar Ortiz cite a Mariano Grondona como ejemplo?