jueves, 5 de julio de 2012

"Cincuenstones"

Walter "Puka" Reyesvilla Méndez
aguadoble@yahoo.es

Dejo, por un momento, de ocuparme de los temas de nuestra agobiante coyuntura para abordar algo más amable; una de mis debilidades, en realidad. Y lo hago ahora porque la fecha lo amerita.

Nadie, ni ellos mismos, ni sus más fieles seguidores –mucho menos sus detractores de la primera hora- hubo imaginado en 1962 que, 50 años más tarde, los Rolling Stones estarían siendo celebrados, a lo largo y ancho del orbe, justamente por haber llegado al medio siglo de carrera. Eso hago, efectivamente, en esta columna conmemorativa: ¡Celebrar!

Para ser preciso, el quincuagésimo aniversario de la banda va a ser este jueves 12 de julio, pues se considera a la primera presentación documentada como tal, ocurrida en esta fecha aquel 1962, como el punto de partida de su historia oficial. El club "Marquee" de Londres fue su cuna artística.

Aunque discontinua a partir de los 80's, una permanencia de cinco décadas en el ambiente de la industria del espectáculo y ramas afines –algo muy parecido a una moledora de carne por el hambre de novedad de sus consumidores- es una proeza por sí misma; y Rolling Stones, una industria en sí misma -así no guste a los "puristas" del género-.

Así como nadie está pensando conscientemente en la Revolución Francesa pero nuestra contemporaneidad no se explica sin ella, tampoco pueden entenderse ciertos códigos actuales sin considerar aquello que comenzó hace prácticamente 60 años y continuó con los Stones como parte de la ola. El punto es que estos respetables caballeros han seguido rodando y tal parece que les quedan ganas de darse una última vuelta de tuerca.

Así alguien no haya oído hablar de estos venerables "cincuenstones", tiene incorporado, aún sin saberlo o ser consciente de ello, algo de lo que se gestó en aquel tiempo, como lo tiene de "Libertad, Igualdad, Fraternidad".

Por algún curioso designio decidí, un día ya lejano, dedicar parte de mi atención a "estudiar" todo lo concerniente a estos ingleses que ya cargan medio siglo artístico sobre sus espaldas; de alguna manera han empujado mi propia existencia.

¡Lo aseguro con la felicidad de saber que dentro de unas semanas yo también seré un "cincuenstone"! ¡Larga Vida a los Rolling Stones!