miércoles, 30 de enero de 2013

EL IMPONENTE ESPECTACULO DE SANTIAGO

Guillermo Capobianco Ribera
memocapobianco@gmail.com

¡Ha sido una obra magistral¡

La gigantesca mesa ovalada de reuniones plenarias acogiendo sentados a 63 Jefes de estado y de gobierno representando a una Comunidad de 500 millones de ciudadanos de América del Sur, Centro América, el Caribe, más los otros 500 millones de la Unión Europea.

Un espectáculo visual a todo color transmitido en directo por la cadena mundial Tele Sur; con un despliegue impresionante de equipos modernos y de cámaras "inteligentes"que no se perdieron ni un solo detalle.

Una imagen vale por mil palabras dice el axioma comunicacional.

Las imágenes del espectáculo visual de Santiago de Chile estos días, podríamos decir con entera propiedad que valieron más que mil "discursos" de tantos que se pronunciaron en inglés y en español.

Todo entra por los ojos dice el refranero y la cultura popular.

La democracia además, la democracia nuestra, la clásica y perfectible está colmada de "signos" y de "símbolos" que ya ha estudiado la ciencia de la Semiología en todas las universidades del planeta.

Nunca como antes, por lo menos en lo que va del último tiempo, se había visto a tantos personajes políticos juntos; de toda edad, de toda tendencia ideológica, de toda nacionalidad; pero, hubo un personaje, uno solo, cuya presencia-ausente inundó todo el ámbito de la histórica reunión: se llama Hugo Chávez Frías el enfermo en supuesta agonía en un hospital de La Habana.

Fue el personaje central, estuvo presente en todas las plenarias y recibió el aplauso solidario, como correspondía hacerlo, de todos los dignatarios de Estado, amigos y adversarios, de la derecha el centro y de la izquierda.

La invisibilidad absoluta del ilustre "moribundo"; los rumores de su estado en coma, el escándalo de la foto supuestamente "filtrada" al prestigioso diario El País de España y el mensaje emotivo escrito de su puño y letra, completaron esta puesta en escena excepcional.

El "espectáculo visual televisivo" fue visto en canal abierto por los doce millones de ciudadanos cubanos de la Isla utilizando la conexión de fibra óptica subterránea que financió Venezuela y el Presidente Hugo Chávez para beneplácito de una población cercada por un bloqueo económico y comercial de 50 años.

Los ciudadanos cubanos pudieron ver alborozadoscómo el Presidente Raúl Castro asumió la Presidencia Pro-Tempore de este gigantesco mecanismo que reemplaza, en los hechos, a la vetusta y anacrónica Organización de Estados Americanos, O.E.A.

El "Sistema Interamericano" creado y prohijado bajo el liderazgo de Estados Unidos al final de la Segunda Guerra Mundial, de hecho pasa a un segundo plano en todo lo que concierne el conocimiento y la resolución de conflictos en la Región.

Se puso en vigencia la llamada "clausula democrática" que suspende casi de manera automática al Estado que pudiera ser desestabilizado por una convulsión social o un tradicional "Golpe de Estado"

Por eso no estuvo presente el Presidente del Paraguay.

Cuba, medio siglo después del desembarco del Gramma el año 1953 y de la Guerra Revolucionaria de tres años en la Sierra al mando del guerrillero y líder político Fidel Castro Ruz, se transforma en "capital política" de América Latina.

La reunión de la Comunidad de Estados de Latinoamérica y el Caribe, CELAC, ha sido histórica, simplemente por el hecho de haberse producido y proclamado como instrumento para impulsar la justicia social, la democracia, la independencia y la soberanía y el desarrollo de los pueblos de nuestra América.

El Presidente Raúl Castro Ruz, al hacerse cargo de la conducción de la Asamblea, olvidó y no por casualidad, la sigla del nuevo Instrumento y tuvo que hacerse ayudar por el público.

No dijo ni una sola palabra en favor de la democracia.

Pero ésta no fue la única nota disonante. El Presidente Evo Morales Ayma se trenzó en un bochornoso intercambio de posiciones de confrontación por el tema marítimo, en el centro de una reunión histórica que sólo habló de unidad, de integración, de desarrollo y de solidaridad.

¿Quién asesora en política internacional a nuestro Presidente?

Porque aunque no seamos ni pensemos igual que él y el MAS – que está prohibido de pensar-, es nuestro Presidente y sus asesores políticos no debieran permitir que, como en este caso, ni uno solo de los asistentes acudiera en su auxilio y lo apoyara en su desubicada "alocución".